Noticias de Pando

Después de dos años, estudiantes de Cobija retornan a las aulas

COBIJA/PERLA DEL ACRE

Más de seis unidades educativas del Distrito Cobija decidieron reabrir sus puertas aplicando medidas de bioseguridad, con el objetivo de mejorar la calidad de educación, después de permanecer cerradas durante dos años por la pandemia de la Covid-19.

     Padres de familia, directores y profesores de las unidades educativas Vaca Diez primaria – secundaria, José Manuel Pando, Sofía Calpiñeiro, Simón Bolívar, Héroes de la Distancia y otros establecimientos, acordaron el retorno a clases en la modalidad semipresencial, con el fin de mejorar la enseñanza y aprendizaje de la comunidad escolar, de esa forma reducir el alto índice de aplazos (1.037) registrado el año pasado.

     En esta nueva modalidad, los maestros decidieron dividir a los estudiantes en dos grupos que asisten de manera intercalada a las aulas, para evitar aglomeraciones. Es obligatorio el uso de barbijo y alcohol en gel para evitar posible contagio de Covid.

     Asimismo, en una reunión interinstitucional se dio luz verde para que a partir de esta semana el resto de los colegios que así lo decidan puedan ir implementando gradualmente la semipresencialidad. Desde marzo se prevé mayor cantidad de estudiantes en las aulas.

     El 18 de febrero, el municipio de Cobija aprobó su manual para el retorno seguro y responsable a las unidades educativas con la finalidad de prevenir el Covid-19.

Retorno a las aulas

     Shakty Fagalde, directora de la Unidad Educativa Vaca Diez, informó que en cumplimento a las determinaciones asumidas en una asamblea general conjunta, entre padres de familia y profesores, se decidió el retorno a aulas (de manera gradual) en la modalidad semipresencial.

     “Tenemos alrededor de 1.000 estudiantes inscritos, tanto primario y secundario, contamos con 38 profesores. También se ha recibido notas de la Federación de Estudiantes de Secundaria, donde nos hacen conocer su decisión de retomar las clases semipresenciales y presenciales; en ese sentido, nosotros hemos llegado a un consenso con padres y estudiantes para aplicar esta metodología de enseñanza, toda vez que el año pasado vimos que varios de los estudiantes tuvieron dificultades para asistir a clases virtuales”, dijo Fagalde.

     Según la directora, para asumir esta posición se analizó la verdadera situación de los estudiantes, además se observó la inequidad con otros rubros que trabajan de manera normal y sin ningún tipo de restricciones, como lo hacen las autoridades con los centros educativos.

     “Entonces nosotros como instituciones educativas, junto a padres de familia y la comunidad educativa hemos visto la necesidad de pasar clases semipresenciales. El año pasado hemos tenido un alto porcentaje de abandono, a pesar que en el primer y segundo trimestre se consideró a los estudiantes con una nota mínima de reprobación para que en el tercer trimestre puedan recuperar, algunos no lo pudieron hacer. Tenemos al menos 50 estudiantes que perdieron el año en este colegio”, aseveró.

     Lamentó que este indicador responde a la falta de recursos y soporte tecnológico de los estudiantes para cumplir con las clases virtuales, situación que obligó a la junta de padres de familia presionar para volver a las aulas.

     “Se toman las respectivas medidas de bioseguridad, pero pedimos a los padres de familia mandar a sus hijos con todos sus implementos, como alcohol, barbijo y otras medidas de bioseguridad”, mencionó.

Simón Bolívar

     Por otra parte, la profesora y exdirectora Distrital de Educación, Helen Franco, confirmó que en coordinación con la junta escolar, profesores y director de la Unidad Educativa Simón Bolívar, se acordó aplicar la modalidad semipresencial con las medidas de bioseguridad correspondientes.

     “La enseñanza se aplica en grupos de trabajo, es decir se dividió a los estudiantes en dos grupos. Tenemos alrededor de 800 estudiantes e implementados un método de trabajo para cumplir la modalidad semipresencial”, explicó.

     Destacó que el nivel de estudiantes aplazados (43) en la gestión pasada hizo reflexionar al estamento docente para que este año no se vuelva a repetir la situación.

     “Se tuvo problemas para aplicar la modalidad virtual, la crisis económica en varias familias, falta de equipos y acceso a internet fue el principal factor”, acotó.

Antecedente

     El 12 de marzo de 2020, el gobierno transitorio de Jeanine Áñez, emitió un Decreto Supremo para la suspensión de las actividades educativas a nivel nacional, a causa de los primeros casos confirmados de Covid-19, semanas después se determinó la clausura de la gestión escolar.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.