Noticias de Pando

Pandinos refugiados en Brasil retornaron al país después de 11 años

COBIJA/PERLA DEL ACRE

Después de 11 años, 2 meses y 3 días, los pandinos refugiados en Brasil volvieron a pisar suelo boliviano, en medio de mucha alegría, llanto y abrazos. La tarde del jueves 14 de noviembre, el puente Internacional -que conecta a Cobija con Brasil- quedó paralizado, durante media hora, por la emotiva bienvenida.

 

     Familiares, amigos, dirigentes políticos, organización de jóvenes y varios sectores, se concentraron en el punto fronterizo para recibir a 12 exiliados políticos que estaban en el vecino país, en las poblaciones de Epitaciolandia y Brasilea, tras los sucesos de Porvenir 2008.

     Ana Melena, Dilma Banegas, Julio Villalobos, Huáscar Aguilar, Roger Zavala, Erasmo Soria, Eduardo Shimokawa, Julio Da Silva, Renar Suárez, Edberto Mayna, Ricardo Shimokawa y Douglas Domínguez hicieron realidad su retorno al departamento Pando.

     El puente Internacional -que conecta a Cobija con Brasil- quedó paralizado, durante media hora, por la emotiva bienvenida. Posteriormente realizaron una caminata hasta el Mojón de la Autonomía, donde se desarrolló un acto especial, inició con una oración de gracia, un minuto de silencio a los exiliados fallecidos, la bienvenida y las palabras de los refugiados.

     El dirigente político de Columna de Integración (CI) Julio Diego Romaña señaló que después de más de 11 años de espera, y tras la renuncia de Evo Morales a la presidencia del estado boliviano y la restitución de la institucionalidad democrática en el país, los pandinos hacen realidad su retorno a su pueblo.

     “Por fin se hace realidad el retorno de nuestros hermanos pandinos que por más de 11 años estaban exiliados en el país vecino. Después de mucho tiempo de injusticia y lucha por recuperar nuestros derechos, nuestra libertad, hoy podemos decir lo logramos, la lucha no fue en vano, hoy es un día histórico, bienvenidos compatriotas, bienvenidos hermanos pandinos”, destacó Romaña.

     A su turno, la ex presidenta del Comité Cívico de Pando, Ana Melena, señaló que con el anuncio público de la nueva mandataria del estado boliviano, Jeanine Áñez, referido a la promulgación de una ley de amnistía en favor de los refugiados y exiliados del gobierno de Evo Morales es suficiente para viabilizar su retorno al país.

     “Pedimos que a través de nuestros representantes parlamentarios puedan hacer gestión ante el gobierno transitorio la declaración de una amnistía general e irrestricta para todos los refugiados, presos y perseguidos políticos”, manifestó.

     Otro de los refugiados, Roger Zavala, resaltó en un emotivo discurso: “yo salí de Bolivia, pero Bolivia jamás salió de mi corazón”.

Porvenir

     En la gestión 2008, el Gobierno de Brasil concedió refugio político a 118 pandinos supuestamente implicados en los hechos de Porvenir, 11 de septiembre de 2008, que dejó al menos 13 personas fallecidas, tras un enfrentamiento entre campesinos, cívicos y funcionarios de la entonces prefectura.

     Este grupo de refugiados eran seguidores del ex prefecto Leopoldo Fernández, cuando se registraron los conflictos, debido a las tensiones políticas entre el oficialista Evo Morales y opositores de la entonces denominada ‘media luna’.

     Después de los conflictos, decenas de personas cruzaron la frontera para refugiarse en territorio brasileño por temor a persecución política y a procesos judiciales que instauró el gobierno del ex presidente Morales.

Amnistía política

     Tras asumir el mandato, la presidenta de Bolivia, Jeanine Áñez, llamó a reponer la paz y el orden constitucional y anunció una amnistía para los políticos autoexiliados. “Me comprometo a respetar los derechos de todos, a devolver la independencia de los poderes y reconstruir la democracia”, dijo la nueva jefe de estado, al anunciar una amnistía para los líderes opositores que se fueron del país.

     En varias ocasiones los senadores y diputados de partidos opositores solicitaron al presidente Evo Morales decrete amnistía política para todos los perseguidos políticos, quienes por mucho tiempo sufrieron la privación de libertad, otros se vieron obligados a salir del país, abandonando a sus familias.

     La Iglesia católica también pidió amnistía para decenas de «encarcelados, exiliados y refugiados políticos» como un gesto de «reconciliación», y tildó de «aberrante» usar la justicia para perseguir a los disconformes con el «proyecto político» que hasta hace poco vivía el país. No obstante, todas esas solicitudes no fueron consideradas por el gobierno de Morales.

     Desde que Evo Morales llegó al poder en 2006, decenas de opositores se refugiaron o asilaron en Brasil, Perú, Paraguay, Estados Unidos y España alegando persecución política del Gobierno, mientras que las autoridades sostenían que se trata de personas que huyen de procesos de corrupción y otros delitos. (…)Si quiere saber más sobre este u otros temas, suscríbase o adquiera en los puntos de venta el Periódico Perla del Acre.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.